693 362 397 amavitterra@gmail.com

Autores del artículo: B. Moreno-Arroyo (Dr. en Biología, especialidad trufas) y S.E. Moreno Pulido (Bióloga, Máster en Biotecnología espc. genética, Gerente de AMAVIT TERRA).

 

El escarabajo de la trufa (Leiodes cinnamomea), es la principal plaga de trufa negra (Tuber melanosporum) en España. Esto es debido a que su único alimento es la trufa y por consecuente, están perfectamente adaptados al ciclo de este hongo hipógeo tan aclamado en el sector agroalimentario y biológico.

Los escarabajos de la trufa se alimentan y reproducen en los meses en los que Tuber melanosporum fructifica y entran en un estado de diapausa cuando termina la temporada de trufas. Así, el escarabajo agujerea y deteriora la trufa, empobreciendo el mercado de la misma y convirtiéndose por tanto en un problema para la truficultura.

Para facilitar la comprensión del ciclo de desarrollo y vida del escarabajo de la trufa (Leiodes cinnamomea), y para que se visualice claramente en base a nuestros intereses sobre su incidencia sobre la trufa negra (Tuber melanosporum), indicaremos como inicio de la temporada de la trufa, el 15 de noviembre.

 

Ciclo biológico del escarabajo de la trufa

 

Fase 1: Noviembre-diciembre

En este momento, 15 de noviembre, partimos ya de escarabajos “adolescentes” alados recién llegados a su estado reproductor, después de la transformación definitiva de este insecto de “pupa” a “adulto” con capacidad reproductora.

El contacto trufa-escarabajo, ocurriría con las hembras, las cuales son atraídas por el aroma incipiente de las trufas inmaduras (Ochberg, et al., 2003) o simplemente el escarabajo estaría ya cerca de las trufas por provenir de las larvas de Estadío III que consumieron trufas de nuestras plantaciones en la anterior campaña y se quedaron en estado “larva áfaga” (diapausante) desde mayo hasta noviembre (5) cerca de las mismas trufas.

 

Fase 2: Enero-febrero

Los machos vuelan y se desplazan buscando activamente a las hembras, que los atraen emitiendo sus características feromonas (Ochberg, et al., 2003). Cuando las localizan, y se aparean, se realiza la puesta de huevos durante los meses de enero y febrero.

 

Fases 2 y 3: Enero-abril

En pocos días tras el apareamiento, emergen las larvas (algunos truficultores las denominan gusanos) que comienzan a agujerear y consumir trufas, desarrollándose mediante un crecimiento escalonado en 3 fases o estados larvarios que alcanzan mediante el proceso de muda o exuviación.

Estas fases se denominan Estadíos y las larvas: larvas de Estadío I, larvas de Estadío II y larvas de Estadío III, o larvas L1, L2 y L3 respectivamente. Estos 3 tipos de larvas son los causantes, (junto a los adultos) de la mayoría de los graves daños provocados a los cultivos de trufas. Los adultos consumen trufas desde octubre hasta abril del año siguiente (1-3), y las larvas de los tres estadíos, desde que nacen en enero hasta el final de la temporada de trufas en abril (2 y 3).

 

Escarabajo de la trufa

 

Fases 3 y 4: Abril-mayo

En abril, cuando las temperaturas y otros condicionantes ambientales hacen que dejen de fructificar las trufas, las larvas no tienen alimento (ya que se trata de un coleóptero micófago altamente especializado en el consumo de trufas).

 

Fase 4: Abril-septiembre

Es entonces cuando las larvas L3 vacían su tubo digestivo y descienden hacia el interior de la tierra a 15-20 cm de la superficie y se encierran en un capullo terroso. Así entran en el último estadío y se denominan larvas áfagas. Desde abril hasta septiembre, aguantan en su capullo en situación de resistencia sin comer absolutamente nada durante 5 meses.

 

Fase 5: Octubre

En octubre entran estado de pupa.Y de nuevo se inicia el ciclo, pupando y volviendo a surgir así los primeros adultos de la siguiente temporada trufera. A pesar de que hemos explicado un ciclo biológico ideal para facilitar su comprensión, lo cierto es que esta especie desarrolla su ciclo mediante la emersión escalonada de las pupas de diferentes cohortes de adultos tras la diapausa estival (Pérez Andueza, 2015).

Esto provoca además que en cualquier momento desde octubre hasta abril del año siguiente podamos encontrar alimentándose de las trufas casi todas las clases de edad y estadíos de esta especie.

 

Conclusión

En conclusión, el ciclo de vida del escarabajo de la trufa (Leiodes cinnamomea) representa un desafío significativo para la truficultura, especialmente en el caso de la codiciada trufa negra (Tuber melanosporum). La comprensión detallada de las fases críticas de este ciclo, desde la emergencia de los escarabajos adolescentes hasta la pupación y el renacer de nuevos adultos, es esencial para implementar estrategias efectivas de prevención y control. Con nuestros anti escarabajos, puedes ayudar a reducir la población de escarabajos de la trufa en tus cultivos truferos.

La lucha contra las plagas, como el escarabajo de la trufa y sus larvas, demanda un enfoque integral. Desde la elección del mejor sustrato trufero, que te ofrecemos en Amavit Terra, hasta la aplicación de tratamientos específicos y anti escarabajos truferos (que hemos mencionado antes), cada medida adoptada debe considerarse como parte de una estrategia global para preservar la calidad de las trufas.

Amavit Terra, comprometido con la investigación y soluciones para la truficultura, busca ofrecer respuestas a los desafíos que plantea el escarabajo de la trufa. La identificación temprana de parásitos, la comprensión de su ciclo biológico, y la implementación de prácticas sostenibles, son pasos cruciales para salvaguardar el valioso cultivo de trufas.

En última instancia, a través del conocimiento profundo de la biología del escarabajo de la trufa y la adopción de prácticas innovadoras, podemos enfrentar con éxito los retos que esta plaga presenta. Contáctanos en Amavit Terra para descubrir cómo podemos colaborar en la protección y prosperidad de tus plantaciones de trufas.

Desde Amavit Terra, investigamos sobre el conocimiento de este coleóptero para ayudar en dar una solución al grave problema que representa la plaga del escarabajo de la trufa para la economía de los truficultores. Contáctanos y veremos cómo podemos ayudarte.

Autores del artículo: B. Moreno-Arroyo (Dr. en Biología, especialidad trufas) y S.E. Moreno Pulido (Bióloga, Máster en Biotecnología espc. genética, Gerente de AMAVIT TERRA).